Servicio y rentabilidad

El almacén automático es la piedra angular de la farmacia moderna, el instrumento fundamental para la consecución de nuevos niveles de rentabilidad y de satisfacción del cliente-paciente. Numerosos estudios demuestran que, a través de la eliminación de la distancia entre el cliente y el farmacéutico y del tiempo de entrega del producto, se mejora el rol del consejo profesional.

 

Las áreas de especialización de la farmacia obtienen una dignidad que hasta ese momento les era negada por los continuos alejamientos del farmacéutico del punto de venta, con el consecuente aumento del valor medio del ticket.

 

La racionalización de la logística interna permite una optima gestión del almacén, evitando existencias, stock y caducados que representan costes importantes para la farmacia y liberando recursos para nuevas inversiones o para la remuneración de los titulares.

 

La optimización de los espacios permite realizar ambientes que crean expectativas e influencian en el comportamiento de las personas, permitiendo a la farmacia expresar sus áreas de especialización y vocación profesional de la forma más eficaz posible.

 

 

servizio reddivita